Insolvencia y Reemprendimiento - Defensur
200
page-template,page-template-full_width,page-template-full_width-php,page,page-id-200,bridge-core-1.0.6,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-18.2,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.5,vc_responsive

Insolvencia y Reemprendimiento

Para obtener respuestas lo primero que debes saber es:

  • Si adquiriste las deudas como persona natural y no puedes pagarlas.
  • Si adquirirte las deudas a nombre y representación de tu empresa y ésta ya que no tiene liquidez para poder financiarlas

Si eres persona natural, existen dos procedimientos concursales:

  1. Procedimiento concursal de renegociación: Es un procedimiento administrativo y gratuito en que la Superintendencia actúa como facilitadora de acuerdos entre la Persona Deudora y sus acreedores. Este procedimiento tiene por finalidad la renegociación de las obligaciones del deudor o la ejecución de sus bienes para el pago de sus obligaciones vigentes.

El procedimiento consta de tres audiencias en que participa el deudor y sus acreedores y la Superintendencia:

 

  • Audiencia de Determinación del Pasivo,

 

  • Audiencia de Renegociación, y/o

 

  • Audiencia de Ejecución.

 

Es importante saber que: solo se puede ser admitido a este procedimiento cada 5 años, los que se contarán desde la publicación de la Resolución de Admisibilidad de la solicitud de Renegociación de la Persona Deudora.

 

Los requisitos para iniciar este procedimiento son:

  1. Tener 2 o más obligaciones vencidas, por más de 90 días corridos, actualmente exigibles, que provengan de obligaciones distintas y que en total sumen más de 80 U.F.
  2. No haber sido notificado de una demanda de Liquidación Forzosa o de cualquier otro juicio ejecutivo iniciado en su contra.

 

  1. Procedimiento concursal de liquidación: Es un procedimiento judicial que tiene por finalidad la liquidación rápida y eficiente de los bienes de la Persona Deudora, con el objeto de propender al pago de sus acreedores. Se puede iniciar:
  2. Voluntariamente por la Persona Deudora ante el tribunal competente, mediante la presentación de una solicitud.
  3. Por una demanda de liquidación forzosa presentada por un acreedor ante el tribunal competente.

Los requisitos: la Persona Deudora deberá presentar una solicitud de liquidación voluntaria ante el tribunal competente. Esta solicitud deberá acompañarse de los siguientes antecedentes:

  1. Lista de sus bienes, lugar en que se encuentren y los gravámenes que les afecten.
  2. Lista de los bienes legalmente excluidos de la Liquidación (bienes inembargables).
  3. Enumeración de sus juicios pendientes con efectos patrimoniales.
  4. Estado de deudas, con nombre, domicilio y datos de contacto de los acreedores, así como de la naturaleza de sus créditos.